Una de las escuelas del jazz con más sabor es la que en los años 60 protagonizaron pianistas como Les McCann o Ramsey Lewis, que incorporaron los ritmos sincopados del funk, la clave latina y el alma del soul a la tradición del trío de piano. El jazz recuperó entonces su impronta más negroide, más alegre, más vitalista. El teclista Fernando Tejero y los coordinadores de las Jam sessións de Milano, Matías Míguez y Anton Jarl conforman  The Ramblers, el combo ideal para acompañar a una de las voces más potentes y polifacéticas del panorama local, el cantante de la formación “A ContraBlues”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.